Blog

seniors por el mundo india nepal

Delirio a bordo .... confesiones y reacciones!!!

Creo que estamos de acuerdo en que los Seniors...no estamos para estos trotes del low cost a ultranza que usan lo millenials.


Nos cansa esperar durante horas en un aeropuerto aunque tengamos el pase vip. Lo hacemos cuando no hay más remedio pero no es lo que preferimos.



Por esas cosas del destino nos tocó viajar en uno ...no había otra posibilidad desde Anchorage, capital de Alaska , debíamos viajar hasta Chicago para tomar la conexión a Toronto, Canadá.


Eso a propósito de saltar como ranas de un país a otro!

Llegamos al aeropuerto cargados con todas las emociones que habíamos vivido primero en el oeste canadiense y después en Alaska.


El pasaje en pleno era americano, con sólo dos excepciones...nosotros y dos hombres latinoamericanos.


Quiso el destino, el karma o vaya uno a saber qué fuerza demoníaca, que nos tocaran lo penúltimos asientos antes del final. Ubicación bastante espantosa .

Nuestra fila de tres se componía de una persona en el pasillo, una mujer americana y nosotros, el Partner en el medio y yo en la ventanilla.


Detrás nuestro , en la última, iban los dos latinos.


La compañía aérea...de primera línea.

El tema se puso raro cuando ví la tripulación...sin uniforme.


Algunos low cost son sin comida, sin equipaje, casi sin asiento...les falta proponer ir colgado de una barra ,como en el bus.


Yo pensaba... son seis horas nomás, una película, un sueñito y llegamos.

Me llamó la atención ver a la tripulación en mangas de camisa a cuadritos....pero pensé...será una moda..


Llegamos a los asientos con los equipajes de mano y dos mochilas. Y .....sorpresa! no había más lugar para guardarlas .

El espacio estaba todo ocupado a pleno.

Hablamos con una azafata desbordada y con cara de pocos amigos que respondió con un movimiento de hombros es decir...y qué quieren que haga?


Puse en práctica mis conocimientos de relajación y respiración .......inhale...exhale...ommmm.....y acomodé las dos bajo mi asiento y mis pies....y la mochila encima.

Era una postura digamos de un kamasutra malévolo, las rodillas me llegaban al mentón y la mochila con el trípode , la cámara y otros implementos se me incrustaban en el estómago.


Inhale...exhale...inhale....ommmm...bueno, serán unas pocas horas .......No hay pantalla!!!!ni una mísera pantalla para distraerse un poco!



Todos esas caras felices de las fotos, los videos de las tripulación dando la bienvenida...y la gente relajada y feliz en sus asientos....MARKETING!!!!


La realidad es que la tripulación estaba al borde del colapso, a cuadros y sudorosos, peleando con la gente que insistía en guardar sus equipajes en un lugar inexistente, las puertitas se abrían y los bolsos se precipitaban sobre algún desprevenido.


Y aún...no habíamos despegado.

Mis sospechas...confirmadas. Iba a ser un vuelo aterrador!

Finalmente ....arrancó.


Por suerte y con los últimos rayos de sol pude tomar unas fotos de la despedida de Alaska ..en una suerte de contorsionismo muscular pude sacar la cámara y el resultado....



Hermosísimas


Unos minutos y la luz desapareció...no sólo el sol, también decidieron a pagar las luces dentro del avión...


El partner resistía con su calma habitual, serenando mi furia.


-Comemos algo?- preguntó- creo que por hablar de algo, aunque todos saben qué difícil es hablar con el ruido de fondo que no sé si por nuestra ubicación en la cola o por el mismo modelo de avión...era feroz.

Como pude despegué la mochila de mi estómago y con una mano saqué un par de sandwiches un tanto ajados por el apretujamiento y dos botellas de agua.


Tratar de comer en esa posición.....con el estómago clavado contra el asiento y las rodillas casi en la mandíbula es por lo menos ...escalofriante.

Inhale...exhale....inhale...exhale... ommmmm....

Mientras, las migas hacían su camino a través del cuello de la camisa .....hacia adentro de la ropa.


Hay que imaginarse por un momento lo incómodo de permanecer con las migas en el cuerpo sin poder moverte durante horas y tu cabeza...a la que le das la orden de no pensar...sólo piensa en eso!!!


Sin embargo..la tortura recién había empezado.

Cuando logré poner todo en relativo orden.....desconectaron el aire acondicionado.


Si no tuviste ataques de claustrofobia...nunca es tarde para empezar.


Encajada entre el Partner y la ventanilla, las rodillas en la boca y la falta de aire , tuve que concentrar toda mi energía en dominar la sensación de ahogo y no ponerme a gritar así que estaba dale que dale inhale...exhale...yo puedo....inhale y exhale.......estoy en un prado verde...inhale y exhale...y dale con el prado y la brisa...hasta que un sonido fue creciendo desde el asiento de atrás.

Los hombres latinoamericanos, like us, tenían calor y se sentaron uno en cada punta de la fila y hablaban.


-Que le dije...porqué me revisas el teléfono...-le decía uno al otro.

-No te oigo!-exclamaba el otro

-Que le dije ..porqué me revisas el teléfono!!--gritó.

-Y qué te dijo? -

-.Que que me creo, que si pienso que es tonta...que si tengo otra ...-Así se enteró de lo otro...

A esta altura nos miramos con el Partner...primero con asombro después con curiosidad, ellos no sabían que en ese avión había gente de habla hispana así que el hombre confesó ...y confesó y siguió confesando y dando datos ...durante media hora.


Cuando pasaron unos minutos de silencio nos relajamos.

Se callaron......pensamos.


Pero no.

El avión hervía, hacía un calor desesperante, las gotas de agua me caían por la cara, las migas me molestaban , me faltaba el aire...en fin. un viaje Vip.


Y entonces volvió a arrancar.

-Que no tiene derecho...a revisar ...aunque encuentre...y ahora no quiere saber nada, que se va a divorciar y ....y te lo puedes creer? -

-Qué?-gritaba el otro

-Que me puse a mirar su teléfono...y lo descubrí!!!!! -

-Qué cosa hermano?-

-Que había andado haciendo cosas también!-


Nos miramos con el Partner......


-Sí pues!- que me había hecho cornudo no una....varias veces!!!-

-Pero estás seguro?-

-Que sí guey, que me los puso con el profesor de tenis!-


Un clásico, pensé, qué poca imaginación.


El ambiente se enrarecía cada vez más.

Los americanos dormían como benditos pero nosotros entre los gritos del confeso y su compañero de viaje ni soñar con relajarnos.

El cansancio nos podía , después de atravesar media Alaska para llegar al aeropuerto, queríamos cerrar los ojos y desconectar hasta Chicago.


Se hizo un silencio de cinco minutos ....y pensé...se durmió.


El Partner estaba menos tranquilo que antes, se movía un poco y me miraba cada tanto con una cara funesta.


Pero volvió a empezar.


-Y ahora ...la eché de la casa , pues, que no la quiero ver.

-Pues hombre....-

-Que no. Que eso no se hace, que tenemos dos niños...- pequeño hipócrita pensaba yo.


Y como si todo fuera poco ....y coronando mis peores predicciones .....entramos en una zona de turbulencia...pum para arriba, carteles de ponerse los cinturones, pum para abajo.....lo único que nos faltaba....

Yo viajaba tan apretada que ni saltaba,...el asiento y yo éramos una unidad indivisible.


Cuando finalmente pasó y el avión se estabilizó, el confeso empezó otra vez.

Pero las reservas de paciencia y tolerancia se nos habían acabado.

A veces a personas cuerdas y sensatas los asaltan pensamientos claramente asesinos.

Hasta al más pintado.


-No guey, es que no puedo perdonarla, lo pienso y lo pienso..pero no puedo-


En ese preciso momento sentí que se abría la boca del volcán más furioso, el Partner se saca el cinturón se da vuelta y le suelta....


-Perdónala y calla!!!!!!!!!!


Un silencio profundo llenó el vacío, el confeso quedó mudo por la sorpresa y creo que hasta los motores pararon...

No volaba una mosca ,hasta yo metí violín en bolsa y me quedé ...estatua....


El Partner se sienta, me agarra la mano y se relaja.

Mi héroe!!


El resto del viaje , una hora más, continuaron totalmente mudos y pudimos relajarnos un poco....a pesar de las migas, la mochila en el estómago y las rodillas en el mentón....






Antes de viajar en low cost.......piense!!!!!











82 visualizaciones3 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo